Volcadura de cisterna de gas bloquea carretera Central por más de 16 horas

Expertos recomendaron esperar a que todo el gas licuado de petróleo, contenido en el camión cisterna, se evapore para permitir que los vehículos continúen transitando.
Camión cisterna con gas se volcó en la Carretera Central cerca a las 11 p.m.
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on print

El camión cisterna de la empresa Llamagas, volcado aproximadamente desde las 10:30 de la noche del jueves último, aún permanece en el kilómetro 75 de la carretera Central y por motivos de seguridad, mantiene la vía bloqueada por 16 horas.

Bomberos de Huancayo y Jauja trabajaron enfriar la cisterna de gas.

Aunque la cisterna, que contenía 13 mil 800 galones de Gas Licuado de Petróleo (GLP), no impide el paso de vehículos, las unidades de bomberos de Huancayo y Jauja, personal de Osinergming y Deviandes recomendaron prohibir su circulación por el tramo de Jauja-Paccha, por motivos de seguridad y hasta que el contenido se evapore.

Los trabajadores Misael Rivera Ramirez (52) y Adelmo Quispe Mauricio (31), con quemaduras de segundo grado, fueron atendidos en el hospital Domingo Olavegoya.

Varados por 16 horas

Autos particulares, buses, camiones y demás vehículos motorizados quedaron varados desde la noche de ayer, 1 de diciembre, obligando a algunos pasajeros a avanzar con maletas en hombros y a pie.

Pasajeros optan por seguir su viaje desde Lima, a pie.

Los comerciantes, que transportan cargas de alimentos perecibles, son los más perjudicados, pues la carga de nueve camiones comenzó a descomponerse al mediodía y exigían la apertura de la vía, sin embargo, para restablecer el tránsito es necesaria la autorización del personal de Llamagas, por lo que continúaban esperando la llegada del especialista.

Comerciante prefirió rematar su mercancía para recuperar algo de lo invertido.

Los bomberos realizaron el enfriamiento de la cisterna para controlar la fuga de gas y llamaron a la calma a los pobladores, quienes entendieron la gravedad del asunto.