Ganaderos lecheros convocan a paro nacional para este miércoles

La Asociación de Ganaderos Lecheros del Perú (Agalep), quiere que el Estado declare en emergencia a la ganadería y la agricultura familiar, tras pérdidas de casi un millón de soles diarios.
Ganaderos lecheros anuncian paro nacional. Foto. Andina.
Huanca York Times
Huanca York Times
huancayorktimes@gmail.com
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on print

Unos 17 mil ganaderos, organizados en la Asociación de Ganaderos Lecheros del Perú (Agalep), anunciaron una primera paralización de sus activiades para este miércoles 2 de febrero y una movilización frente al Congreso de la República, en Lima, para exigir políticas púbicas para reimpulsar este sector, tras pérdidas de casi un millón de soles diarios.

Agalep indicó que buscarán una reunión con parlamentarios de la Comisión Agraria del Congreso, pues el presidente de la República, Pedro Castillo, debe tomar conocimiento del grave daño causado a la ganadería lechera. Dijo que uno de los motivos de la crisis del sector se debe a que las empresas privadas dieron plazos de no más de 15 días para dejar de comprar leche, luego haber incentivado la producción local por vario años, dejando al borde de la quiebra a los pequeños ganaderos.

Diresa anemia
En una protesta pasada, ganaderos del norte derramaron leche fresca a las calles.

“Actualmente, las empresas lácteas pagan 1 sol por litro de leche fresca a los ganaderos peruanos. Ante el incremento del precio del alimento de las vacas en más del 70%, solicitamos que las grandes industrias lácteas nos paguen 2 soles por litro de leche al igual que pagan por kilo de leche en polvo importada“, explicó la presidenta de Agalep, Nivia Vargas, en declaraciones a Agroniticias.

La Agalep demandó que la ganadería y la agricultura familiar sean declaradas en emergencia y que la leche evaporada sea producida a partir de leche fresca, como se hace a nivel mundial. Y puso como ejemplo que hace hace 15 días, el grupo Nestle dejó de acopiar 24 mil litros de leche en Cañete, porque prefieren utilizar la leche en polvo.